El iceberg más grande del mundo se desprende de la Antártida

Su nombre es A-76 y su extensión es de 4,320 kilómetros cuadrados, un área similar a 3 ½ ciudades de México. Se desprendió del lado oeste de la Plataforma de Hielo Ronne en Antártica.


Esta plataforma está bordeada por el Mar de Weddell. Este nuevo bloque de hielo ha superado a A-23A, que se mantenía como el mayor iceberg.

El desprendimiento se detectó desde la misión Copernicus Sentinel-1.


Un nuevo bloque gigante en el océano

Desde el satélite de observación ambiental Sentinel-1 se reconoció un nuevo bloque de hielo. Mide 170 kilómetros de largo y 25 de ancho. El anuncio fue dado por la Agencia Espacial Europea (ESA), quien opera la misión Copernicus. En tamaño este iceberg supera a A-23A, que también se ubica en el Mar de Weddell. 


El desprendimiento del iceberg fue confirmado desde diferentes fuentes.


Inicialmente fue visto por la Investigación Antártica Británica y se confirmó desde el Centro Nacional de Hielo de Estados Unidos a través del generador de imágenes de Copernicus Sentinel-1. Sentinel-1 es una misión que consiste en dos satélites de orbitación polar basados en radares capaces de obtener datos tanto de día como de noche.


El hielo antártico se calienta a un ritmo mayor al del resto del planeta. Esto provoca que en regiones como el Mar de Weddell se desprendan bloques de glaciares para convertirse en icebergs. Estos bloques de hielo flotan en el océano hasta que se rompen en otros más pequeños o chocan con alguna costa.


Desde 1880 el nivel promedio del mar ha aumentado 23 centímetros. Aproximadamente una cuarta parte de este aumento proviene de los derretimientos de hielo en los polos de acuerdo a un estudio publicado recientemente por la revista científica Nature. De acuerdo al mismo estudio, para 2100 el nivel del mar podría elevarse otros 25 centímetros únicamente por hielo derretido (habría que sumar el aumento provocado por otras causas para imaginar el nivel del mar a finales del siglo).


Aún si se cumplieran los compromisos del Acuerdo de París el derretimiento de los hielos polares elevará el nivel del mar al doble del ritmo que se ha visto hasta ahora. El derretimiento de los polos es un hecho y cada vez son más los icebergs de gran tamaño. A-76 es el iceberg más grande por el momento pero vendrán nuevos mientras el planeta se siga calentando.


El año pasado el entonces iceberg más grande del mundo, A-68A causó expectación por su acercamiento con las islas Georgia del Sur. Se especulaba que un choque podría afectar negativamente a las poblaciones locales de lobos marinos y pingüinos.

Finalmente se dividió antes de tener contacto con las islas. Este es uno de los escenarios posibles para los grandes bloques de hielo que se desprenden de la Antártida.


A-76 flotará en el océano a partir de ahora. Quizá se divida en bloques más pequeños o choque con alguna superficie alejada de su lugar de origen. Las historias de icebergs enormes y errantes cada vez son más frecuentes.



Además del dramatismo de algunos finales posibles son una muestra de los efectos del cambio climático. Como en el ejemplo narrativo de Hemingway, bajo el iceberg hay una historia mucho más grande de lo que alcanzamos a ver desde la superficie.

No hay comentarios: